jueves, 1 de septiembre de 2016

REVOLUCIÓN DENTRO DE LA REVOLUCIÓN


Esa es una frase de Regis Debray que les encanta a los Comunistas, pero ahora se refiere a la búsqueda de eficiencia dentro de un proceso de por si revolucionario como es la fractura hidráulica de las lutitas, la cual ha permitido que inmensos yacimientos de gas, antes no comerciales, sean objeto de explotación y se haya cambiado totalmente la geopolítica de la energía global, con todas las consecuencias adicionales que eso ha traído. Pero la industria petrolera no se queda quieta y se empeña en aumentar la eficiencia y en bajar los costos de ese proceso. Pues bien, ya apareció una nueva tecnología que (parece) tiene potencial para hacer precisamente eso: producir más y más barato. Rusia, Canadá y la golpeada Venezuela deben entenderlo y rápidamente tomar medidas porque su petróleo (o buena parte de él) es muy caro para sobrevivir a la revolución de las arenas auto-suspendidas dentro de la revolucionaria fractura hidráulica de las lutitas. Lamentablemente, el gobierno venezolano no oye.

No hay comentarios:

¿GANÓ TRUMP?

"A partir de ahora, el imperialismo gringo retoma las riendas del poder en Venezuela… y en América Latina. Todo esto gracias a los idio...